• El juicio oral que se había aplazado por la pandemia, inició hoy con los alegatos de ambas partes y el testimonio del imputado y Joselyn Traipe, la única sobreviviente del accidente.
Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Tras un año y medio de espera, ayer se dio inicio al juicio oral por el fatal accidente en Puente Zorrilla, que cobró la vida de dos integrantes de una familia. Mientras Fiscalía y querellantes insisten en la conducción irresponsable del imputado, la defensa argumenta que algunas víctimas transitaban sin el uso adecuado de elementos de seguridad.

Por Camila González

Luego de que la pandemia retrasara el proceso, finalmente durante la mañana de ayer se dio inicio  al juicio oral del fatal accidente registrado el pasado 27 de abril del 2019 en el Puente Zorrilla, que terminó con la vida dos integrantes de una familia, y dejando a otras dos lesionadas en forma grave, luego de ser impactadas por un sujeto en aparente estado de ebriedad.

Lee también: Tras un año y medio de espera madre clama por justicia

En primera instancia, la fiscal Fabiola Celis expuso en el alegato de apertura que hay testigos claves que dan cuenta de cómo venía conduciendo el acusado. La persecutora detalló en su intervención que “si bien hubo cercanos al imputado que se apersonaron en el lugar de los hechos, la detención del sujeto que se fugó ocurrió por la colaboración espontánea de la comunidad”.

Posterior a la exposición de los alegatos de las partes, entregaron sus declaraciones el imputado -como autor de los crímenes-, posteriormente Joselyn Traipe -sobreviviente del incidente-, y luego un testigo que estuvo en el momento de los hechos, y que es sindicado como fundamental para la investigación, pues habría podido realizar un relato secuencial y detallado de los hechos.

5 días durará el juicio oral por el accidente en Puente Zorrilla, que dejó a dos fallecidos, un padre de familia y su hijo de 13 años.

Sobre el desarrollo de la jornada y la postura defendida, el abogado querellante, Raúl Castillo, indicó que se adhirieren a la teoría entregada por la Fiscalía “en orden a que los hechos dicen que un sujeto en deficientes condiciones, bajo los efectos del alcohol, conduce un vehículo de gran tamaño. Con cero conciencia social y responsabilidad comunitaria, transita por la vías públicas manejando en estado de ebriedad, poniendo en peligro la vida de las personas. Pedimos que se le aplique el máximo de las sanciones”.

Por su parte, el abogado defensor, Carlo Silva, explicó que el acusado reconoció los hechos durante el juicio, pero tienen dos alegaciones. La primera busca que el imputado sea absuelto, pues no se habrían “respetado las reglas del procedimiento en el lugar del suceso”. En segundo lugar, indicó que no sería responsable de todas las muertes, recalcando la falta de uso de elementos de seguridad por parte de las víctimas.

“Pese a que él indique que conducía y que por lo tanto el accidente es su responsabilidad, no lo pueden culpar por todas las consecuencias del hecho. Los dos niños iban sin la silla y cinturón de seguridad atrás del automóvil. Podemos responder por la muerte del conductor y las lesiones de la señora, pero no por todos, porque quizás no habría ocurrido esto si hubiera existido esa protección”, dijo Silva.

Una vez terminada la primera jornada, en que se conoció el testimonio de ambas partes, la fiscal Celis se refirió a la labor investigativa que se ha llevado a cabo y que ha consistido en “recabar prueba testimonial”. En el mismo sentido destacó “la existencia de la evidencia científica que consistió en los peritajes de ADN y huellas plantares que sitúan al imputado arriba de la camioneta en el lugar de los hechos. Adicionalmente, en este caso, fue posible la detención gracias a la participación de la ciudadanía para ayudar y cooperar con Carabineros, y lograr la pronta aprehensión del imputado, la cual se verificó luego de cuatro horas y media de ocurrido en evento”.

Cabe destacar, que el juicio se extenderá hasta el día viernes, con sesiones diarias desde las 9:00 a 14:00 horas. Hoy entregan sus declaraciones algunos testigos de la fiscalía.

Los hechos

Sin duda, los trágicos hechos ocurridos la madrugada del sábado 27 de abril de 2019 marcaron a la región completa, causando gran conmoción y repudio. A eso de las 5:00 horas una camioneta conducida por un hombre en estado de ebriedad impactó el vehículo donde se trasladaba la familia Garrido Traipe, desde Las Compañías a Coquimbo. El accidente tuvo un fatal desenlace, el que el padre de familia murió en el lugar, mientras que su hija de ocho años e hijo de 13 quedaron con lesiones graves. Horas más tarde, se registraba el fallecimiento del adolescente. 

Por su parte, la menor continúa hasta el día de hoy luchando por su vida, internada en el hospital, donde se mantiene en estado vegetal, acompañada siempre de su madre, Joselyn Traipe, la única integrante del núcleo familiar que logró resistir al accidente sin mayores complicaciones, y que con una fuerza inexplicable ha luchado incansablemente para lograr justicia por la pérdida de sus seres queridos.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día