• La nueva autoridad que deberá elegirse el próximo año, tomará las responsabilidades y las decisiones esenciales en materia territorial, de desarrollo económico, social y cultural, que hoy recaen en la intendencia.
    La nueva autoridad que deberá elegirse el próximo año, tomará las responsabilidades y las decisiones esenciales en materia territorial, de desarrollo económico, social y cultural, que hoy recaen en la intendencia.
Crédito fotografía: 
Cedida
Quienes ejercen cargos públicos como ministros, subsecretarios, intendentes, alcaldes y concejales, entre otros y que desean ser candidatos o candidatas deberán renunciar a sus cargos el próximo 25 de octubre.

El próximo 25 de octubre es una fecha clave para los partidos políticos, ya que quienes ejercen cargos públicos deberán renunciar si quieren ser candidatos a gobernadores regionales, acto con el que se inicia un nuevo ciclo electoral en el país, siendo la fecha de las elecciones en octubre de 2020 y durarán cuatro años en su cargo.

De acuerdo a la norma, para ser elegido gobernador regional se requiere, al menos, el 40% de los votos. Si este porcentaje no lo alcanza ninguno de los candidatos o candidatas, habrá una segunda vuelta.

El nuevo cargo de gobernador regional, reemplaza en casi la totalidad de sus funciones al actual cargo de intendente regional, encabezando el poder ejecutivo del Gobierno Regional. Por lo tanto, la nueva autoridad tomará las decisiones esenciales en materia territorial, de desarrollo económico, social y cultural.

Por eso, es tan relevante esta elección y por eso los partidos políticos se preparan con ahínco, ya que es mucho, lo que hay en juego.

Los candidatos

En la región ya vienen sonando fuerte algunos candidatos, sin descartar que puedan aparecer otros. Así, aunque ningunos no lo reconoce directamente, tampoco cierran la puerta y ya comienzan a perfilarse en sus colectividades algunos nombres como Ricardo Cifuentes y Mirtha Meléndez (DC). Claudio Ibáñez (PPD). Eduardo Alcayaga y Carlos Galleguillos (PS). Lucía Pinto (UDI). Daniela Norambuena y Adriana Peñafiel (RN).

Si bien algunos de estos nombres han circulado públicamente, a pesar que los eventuales candidatos han guardado reserva o han respondido lo políticamente correcto cuando se les ha consultado, lo cierto es que algunos incluso han sido mencionados por los propios dirigentes o militantes de partidos.

En la oposición

En la oposición, quien ha sonado fuerte desde hace algún tiempo como eventual candidato a gobernador es el ex subsecretario de Desarrollo Regional y exintendente regional, Ricardo Cifuentes. Pero tras ser consultado por una eventual candidatura dijo que era apresurado en este momento, ya que faltaba aún para la elección.

“Todavía falta mucho, yo creo que hay que ordenar muchas cosas antes de evaluar cualquier candidatura, el hecho que yo suene no significa que yo vaya a ser”, sostuvo.

Al consultarle si tenía las puertas abiertas a una eventual candidatura, Cifuentes respondió que “es muy temprano, porque lo primero que hay que hacer es que se ordenen las fuerzas políticas, la centro izquierda en Chile y en la región todavía está sufriendo un letargo muy fuerte y eso hace que haya mucha dispersión en todo tipo de cosas y lo primero que hay que hacer, creo yo, es ordenar paso a paso cada uno de los aspectos que la oposición necesita ordenar”.

Se manifestó proclive a que hubiese primarias para elegir al candidato de la oposición, “ese es un mecanismo para dirimir este tipo de cosas y los que pretendan ser candidatos tienen que estar disponibles para un mecanismo como ese”, cerró.

“Todavía falta mucho, yo creo que hay que ordenar muchas cosas antes de evaluar cualquier candidatura”. Ricardo Cifuentes, exsubsecretario de Desarrollo regional.

Si bien en la DC había coincidencia en que Cifuentes podría ser el candidato único de esa colectividad, no se contó con la arremetida de la exseremi de Obras Públicas, Mirtha Meléndez, quien estaría siendo levantada por una corriente distinta a la del exsubsecretario.

Meléndez señaló a medios locales que a ella la identifican como una servidora pública. “Yo siempre voy a estar dispuesta a cualquier cosa que me ofrezcan en el sentido de proyectos que vayan en pos de mi región y al servicio de la gente necesitada, en cuanto a mejorarles la calidad de vida, fortalecer su sector”, señaló.

Aclaró que no busca cargos, “pero soy sincera en manifestar que si me ofrecen algo lo tendré que analizar con mi familia y ahí veremos”, dijo en esa ocasión.

PPD apostaría también por un ex intendente

También se suma la posible candidatura del exintendente Claudio Ibáñez (PPD), quien no descarta una posible precandidatura si es que el partido se lo pide.

“Si el Partido por la Democracia me pide ser el candidato asumiría el desafío, pero también con el entendido que tenemos que ir sí o sí a primarias, porque no podemos ir divididos”, precisó Ibáñez.

El exintendente fue categórico al señalar que al ser una elección inédita en el país se necesita más de un 40% de la votación “y ante el actual escenario ningún partido es capaz de aglutinar esa cantidad”.

“En cualquier caso requerimos ir unidos para triunfar en las elecciones de gobernadores regionales, si vamos en unidad, vamos a tener un gobernador regional”, acotó el exintendente.

Ibáñez también agregó que hace algunas semanas se realizó una reunión con parlamentarios, exintendentes y los presidentes regionales de los partidos de la oposición con el objetivo de trazar una agenda “que nos permita triunfar en las próximas elecciones”.

Por último Claudio Ibáñez dijo que la única alternativa de la centro izquierda es ir unidos “la solución es ir en coalición, acá no sirven los programas individuales, siempre es mejor idear uno de manera colectivo”.

En el PS candidato disponible

Si bien el Partido Socialista no ha definido cuál será su candidato al cargo de gobernador regional, uno de los militantes que correría con ventaja es Eduardo Alcayaga, actual presidente regional y exconsejero regional.

Tal como ocurre con el resto de los candidatos opositores, Alcayaga no cierra la puerta, pero da un paso más adelante y se muestra disponible. De hecho, al interior del partido y cercanos suyos coinciden en que es una de las mejores cartas y que Alcayaga habría manifestado abiertamente su intención de ser gobernador y estaría trabajando para ello.

Al ser requerido por diario El Día, indica que “evidentemente cuando uno está en política está para ponerse a disposición de la causa, no lo descarto si en algún momento se plantea, pero son decisiones del partido en que uno milita. Pero, por lo general, cuando uno está al servicio de un partido y entiende que representa los ideales, trata de ser un militante disciplinado y está disponible”.

Indica que al momento de llegar la hora de las decisiones lo conversará con su familia, pero que se siente preparado para el desafío.

“Cuando uno está al servicio de un partido y entiende que representa los ideales, trata de ser un militante disciplinado y está disponible”. Eduardo Alcayaga, presidente regional del PS.

Pero Alcayaga no sería el único interesado en esta carrera, ya que al interior de las filas del PS, quien también estaría siendo impulsado por un grupo de militantes sería el exseremi de Justicia Carlos Galleguillos, aunque éste lo descarta de plano y sostiene que no está disponible, puesto que está completamente abocado a sus funciones profesionales y al proyecto independiente en el que se embarcó tras dejar su cargo en justicia.

Candidatas del oficialismo

En el oficialismo corren tres mujeres con bastante fuerza, una de ellas, la intendenta regional, Lucía Pinto, quien ya ha sido mencionada por su colectividad como la eventual candidata al cargo de gobernadora.

Las otras dos son de Renovación Nacional, Adriana Peñafiel, de reconocida experiencias política y profesional en el sector público y Daniela Norambuena, actual gobernadora provincial de Elqui.

En el caso de Lucía Pinto, la UDI ya la declaró públicamente como candidata, de hecho el presidente regional de la colectividad, Óscar Tapia, señaló en una actividad que “el próximo año nos enfrentaremos a una tarea titánica, una elección nueva y desconocida para todos los partidos políticos, la elección de gobernador regional no será una tarea fácil. En la UDI agradecemos profundamente la disposición de nuestra  Intendenta Lucia Pinto de competir por la gobernación Regional. Es un gran desafío,  pero cuando la máquina de la UDI  se activa siempre sorprende”, señaló.

En la colectividad quienes conocen su trabajo indican que es seria, trabajadora y comprometida y que tiene toda la intención de representar bien a su partido. Además de contar con las competencias profesionales.

Ella misma, sostuvo en una entrevista con este medio de que “todos los que estamos en política debemos pensar en ser futuros candidatos”.

Por otra parte, la actual gobernadora provincial de Elqui, Daniela Norambuena, también tiene respaldo dentro de los militantes de su partido (RN), donde creen que de haber una primaria en los candidatos oficialistas se erigirá triunfadora.

Norambuena señala que  está dedicada al trabajo como autoridad de Gobierno y en terreno “donde el diálogo ha sido fundamental para destrabar algunos temas emblemáticos y nuevos”.

“Son los partidos quienes deben realizar o priorizar a candidatos y cada integrante de éstos debe estar dispuesto a enfrentar desafíos si es que se lo proponen”. Daniela Norambuena, gobernadora de Elqui.

Y sobre una posible postulación al cargo de gobernadora regional, sostiene que son los partidos políticos quienes deben analizar esta temática. “Son los partidos quienes deben realizar o priorizar a candidatos y cada integrante de éstos debe estar dispuesto a enfrentar desafíos si es que se lo proponen, en mi caso por ahora estoy dedicada a mi gestión como gobernadora provincial”.

Cercanos a su círculo indican que desde partidos de su propia coalición la ven como una candidata fuerte y una amenaza para otros candidatos y que ha sido desde el propio Gobierno Regional desde donde le han querido quitar protagonismo.

Una candidata sin contrapeso

No obstante, lo fuerte que se estarían perfilando Lucía Pinto (UDI) y Daniela Norambuena (RN), muchos apuestan a que la experiencia de Adriana Peñafiel (RN), exalcaldesa de La Serena y actual presidenta del Consejo Regional, pasaría por encima de ambas en la eventualidad de haber primarias en el conglomerado oficialista.

De hecho, militantes de larga data creen que no tendría contrapeso al interior de Renovación Nacional ni en otros partidos de gobierno, por lo que la única forma de que no resultara la candidata única, sería nombrando a dedo, lo que califican de antidemocrático y extemporáneo.

“Adriana Peñafiel me parece como la primera opción de Renovación Nacional y hay cierta convergencia entre los militantes de que ella sea la candidata”. Marcelo Castagneto, consejero nacional de RN.

El actual concejero nacional de RN, Marcelo Castagneto, sostiene que no sabe si el mecanismo va a ser mediante una elección primaria, “pero Adriana Peñafiel me parece como la primera opción de Renovación Nacional y hay cierta convergencia entre los militantes de que ella sea la candidata, creo que no hay objeción en ese sentido, lo que sí es importante saber con qué anticipación debería renunciar al Consejo Regional”, precisó.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

Máster Gratuito en Marketing Digital