Crédito fotografía: 
Lautaro Carmona
Los vándalos realizaron los destrozos en los locales ubicados a menos de una cuadra de la Intendencia.

Nuevamente un grupo de delincuentes empañaron las marchas realizadas en La Serena y Coquimbo.

Tras protestar en la Plaza de Armas ingresaron a la Liga Chilena de la Epilepsia y gracias a la intervención de los propios manifestantes evitaron el saqueo  de los medicamentos.

Otro de los  lugares más afectado fueron las instalaciones de la  Notaría Leyton, de donde sacaron varios muebles para poner en las barricadas.

Las oficinas de la Corporación Industrial de Desarrollo Regional (CIDERE) también fueron el blanco de los vándalos , en el lugar rompieron la puerta de ingreso, pese a tener rejas internas.

En el lugar se llevaron los computadores  e  impresoras como otros equipos electrónicos. Luis Enrique Valdebenito, gerente general de Cidere, indicó que la oficina fue completamente saqueada.

“Fueron delincuentes comunes que nos robaron, más allá de los computadores, es la información que tienen como un registro de 400 proveedores de la región  con los que se está incentivando que las empresas  mineras compren sus productos y servicios. Somos una entidad gremial y no manejamos fondos, es una desolación ver como destruyeron todo".

Valdivieso afirmó que de los 80 asociados hasta ahora solo uno había sido afectado.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día