Crédito fotografía: 
Abby Herrera
Son 80 embarcaciones de las dos caletas de la localidad las que están preparadas para la llegada de los visitantes en esta temporada estival. Tras meses de encierro por la barrera sanitaria voluntaria instalada en el sector, los gremios gastronómicos y de pescadores se encuentran esperanzado con la llegada de turistas, eso sí, piden cautela y mantener las medidas para evitar contagios.

Fue en el mes de marzo cuando los habitantes de Punta de Choros, en la comuna de La Higuera, decidieron aislarse instalando una barrera sanitaria al ingreso de la localidad, con el fin de evitar contagios.

Nunca pensaron que la pandemia se extendería tanto tiempo, por lo que ya en el mes de octubre comenzaron a trabajar en conjunto con Sernatur y diversos organismos con el fin de retomar la actividad que mantiene a gran parte de sus habitantes: el turismo.

“Esta es la actividad económica más importante de la comuna, los paseos náuticos que realizan los pescadores aquí en el sector de Punta de Choros los hacen por dos meses y les permite sustentar gran parte del año, porque aquí el turismo es muy estacionario”, comentó el alcalde de La Higuera, Yerko Galleguillos.

La preparación

Punta de Choros está conformada por las caletas San Agustín y Corrales, que pertenecen a la misma asociación gremial de pescadores, que reúne a 150 socios y es presidida por Óscar Aviles, quien relató que el verano pasado no fue muy bueno para ellos, debido al estallido social, lo que se agravó con la llegada de la pandemia. No obstante, los meses que no tuvieron abierto aprovecharon de arreglar el sector.

“Empezamos a hacer inversiones internas dentro de las caletas, dotar de algunos servicios básicos, como alcantarillado domiciliario, hacer un ordenamiento interno, capacitarnos en lo que venía y entrar en algunos proyectos para poder recibir a nuestros visitantes”, explicó el dirigente.

Agregó que ya estaban en condiciones de recibir a los turistas, de hecho el 2 de enero retomaron la actividad, sin embargo, “estamos preocupados de que la gente respete los protocolos sanitarios, no se pongan tan ansiosos, que entiendan que estamos viviendo una situación diferente, pero estamos haciendo el mayor esfuerzo para dar un buen servicio”.

Los gremios relatan el rol que tuvo el Servicio Nacional de Turismo de agrupar a los diversos actores y organizarlos en pro de retomar la actividad náutica, uno de los atractivos más cotizados de la región, puesto que allí se puede apreciar la fauna marina y se encuentra la Reserva Nacional del Pingüino de Humboldt que alberga al 80% de estos ejemplares, convirtiéndose en un panorama imperdible para quienes aman la naturaleza y la aventura.

“Fue un trabajo mancomunado con las distintas instituciones y la municipalidad principalmente. Trabajamos con los gremios y con los gastronómicos, primeramente con la instalación y capacitación de las medidas covid para los gastronómicos” señaló la directora regional de Sernatur, Angélica Funes.

En el caso de los paseos náuticos, Funes agregó que generaron un manual de buenas prácticas, donde aparecen todas las indicaciones para esta actividad, el que fue creado con prevencionistas de riesgo, la Gobernación Marítima y los pescadores.

Carlos Lillo, seremi de Economía, expresó que “había una incertidumbre debido a la pandemia de cómo realizaríamos los paseos náuticos, por eso elaboramos guías de buenas prácticas para determinar la cantidad de personas en las embarcaciones, los cuidados preventivos y en eso estamos enfocados y es lo que permitió la reactivación del sector”.

Rubro gastronómico

Desde el rubro gastronómico, Macarena Albornóz, socia de la agrupación Dapcha de la caleta San Agustín, señaló que fue un 2020 complejo, pero que ya están con todas las medidas, listos y preparados para recibir a los visitantes, tanto el rubro gastronómico, como el de artesanos y en ambas caletas, San Agustín y Corrales.

“Somos 10 locales de comida que entregamos desde empanadas, sándwich de pescado, pescado frito, sopa marinera, trilogía de chupes, ceviche y toda la variedad de mariscos que quieran comer y en especial locos” comentó.

Los protocolos

“Hay dos puntos relevantes en el manual de buenas prácticas, que es, primero el código QR para la declaración jurada de la aceptación del riego de los paseos, donde ya no tienen que hacerla escrita, sino que la descargan y llenan a través del formulario virtual que se envía a la asociación”, explicó Funes.

Por otro lado, comentó que se establecieron aforos para la embarcación de un máximo de 12 personas. “Si bien es cierto, no está regulado, igual que en transporte, nosotros en el manual de buenas prácticas lo tenemos regulado y por supuesto lo que es la mascarilla en toda la travesía y el alcohol gel”.

Otro de los puntos importantes que no dejaron de lado fue la sanitización de las embarcaciones entre cada uno de los recorridos. Para ello, el apoyo de Sercotec fue fundamental, puesto que gracias al programa Reactívate Asociativo Regional, los locatarios pudieron contar con los recursos para adquirirlas.

“Estamos aportando a la Asociación Gremial de Pescadores de San Agustín y Corrales, una inversión de $10.700.000 para dos máquinas de sanitización. Por otro lado, con otro programa que estamos implementando se están entregando kits sanitarios, que consisten en lavamanos, mascarillas, la toma de temperatura y elementos de protección para visitantes y locatarios”, explicó el director regional de Sercotec, Fernando Contreras.

Fauna marina

Son varias las especies marinas que las personas pueden avistar en los paseos. “El pingüino de Humboldt, la nutria de mar, que es clásica del sector y la gente conoce como Chungungo, y la posibilidad de ver delfines nariz de botella y ballenas”, indicó Cecilia Solís, directora de Sernapesca.

Sin embargo, no siempre los delfines y ballenas son visibles, lo que sí es posible observar son las aves que habitan las islas, como el pingüino de Humboldt, el pato yunco, pato lile y guanay. Todas especies protegidas y  en categorías de conservación.

El paseo en la embarcación tiene una duración de una hora y media aproximadamente y visita las Islas de Choros e Isla Damas, sin embargo, el desembarco en Isla Damas, a cargo de Conaf, aún no está permitido.

Desde el organismo indicaron que están evaluando su reapertura con un aforo que será cercano a los 200 visitantes diarios, y que será a mediados de enero cuando lo hagan, si es que las condiciones lo permiten.

Pato Lile

Rodrigo Flores, uno de los pescadores y guías de las embarcaciones, señaló que esta especie es una de las más hermosas del lugar.

Se caracteriza por su pico y patas color naranjo, el que van adquiriendo a medida que crecen.

“Este cormorán es uno de los que más trabaja para formar el nido, porque bucea desde el fondo marino para sacar las algas y formar el nido. Este es el tiempo de “pololeo” de la especie. En febrero  comienzan a nacer las crías y es un cormorán no monógamo”, explicó.

 

Pingüino de Humboldt

Es en la Isla de Choros donde se alberga el 80% de la población de esta ave. Está protegida y actualmente, según el último censo de Conaf, allí se encuentran cerca de 4.500 ejemplares, aumentando en aproximádamente un 50% respecto al año pasado.

Flores señaló que se trata de una de las especies más pequeñas de pingüino que existe, con una altura entre 40 y 60 cm. Son monógamos y cuando su pareja muere, el pingüino no vuelve a emparejarse y fallece solo.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X